🥇 RAZÓN POR LA QUE TU HIJO DE 6 AÑOS NO TE ESCUCHA | 6años.com Skip to content

RAZÓN POR LA QUE TU HIJO DE 6 AÑOS NO TE ESCUCHA

ESTA ES LA RAZÓN POR LA QUE TU HIJO DE 6 AÑOS NO TE ESCUCHA
ESTA ES LA RAZÓN POR LA QUE TU HIJO DE 6 AÑOS NO TE ESCUCHA
RAZÓN POR LA QUE TU HIJO DE 6 AÑOS NO TE ESCUCHA
5 (100%) 1 vote[suffix]

Lograr ser escuchado por un niño de 6 años no es muy difícil, si los padres desde temprana edad le acostumbran a escuchar cuando se le habla.

Si se le dice al niño que es buena educación escuchar cuando se le habla, el niño irá guardando esta información y llegado el momento los padres podrán usarla para hacerlo entrar en razón y que obedezca.

Si por el contrario los padres no le hablan al niño explicándole, que debe escuchar cuando ellos u otras personas le hablen, el niño no estará dispuesto a escuchar menos si está en medio de una rabieta.

Otro aspecto que influye es que los padres no escuchen a su hijo de 6 años, cuando este le trata de decir algo que considera importante.

Es costumbre en algunos padres, no prestarle atención a sus hijos pequeños, esto crea en el niño el mal hábito de no escuchar cuando se le habla.

Otro punto es que los padres suelen tener discusiones delante de sus hijos pequeños, se gritan y al mismo tiempo no se escuchan y así le dan el mal ejemplo a sus hijos.

La perspectiva es la clave

Si los padres no escuchan a su hijo, este hijo no escuchará a sus padres. Esta premisa es como una regla de oro, que los padres deben tomar en consideración.

Todo ejemplo o conducta de los padres será reflejada en sus hijos, si gritan el niño se acostumbra a gritar. Si no se escuchan no pueden pretender que su hijo los escuche.

Es importante que los padres sean comunicativos con sus hijos, los niños a los 6 años tienen una gran necesidad de comunicarse con sus padres, pues están llenos de preguntas e inquietudes y necesitan que sus padres les escuchen y respondan.

Al niño de 6 años la conducta se le evalúa en el preescolar, es ahí donde afloran sus fallas y aciertos, que son producto de lo que vive en su casa.

Los niños expresan lo que ven de sus padres y hermanos en el hogar en la escuela, ya que ahí no están ellos para reprenderlo si su actitud es incorrecta.

Pero esto deja en entredicho la educación que este niño está recibiendo en el hogar, por lo que se deben aplicar los correctivos necesarios para que el niño tenga una mejor actitud en la escuela y en su vida futura.

Examina el comportamiento de tu hijo de seis

Si en la casa no se le dan malos ejemplos a un niño de 6 años, pero su comportamiento en la escuela es distinto al que presenta en la casa, de alguna parte está copiando esta actitud negativa.

Los niños que no escuchan cuando se les habla, muestran una actitud retadora pues piensan que al desafiar a sus mayores recibirán la atención que demandan.

Esta actitud al mismo tiempo manifiesta que ese niño pide a gritos atención, quizás en su casa está solo y sus padres no le dedican toda la atención que él necesita.

Es por esto que es importante, que los padres examinen la actitud de su hijo de 6 años, que se niega a escuchar.

Los niños suelen usar su actitud para demostrar que algo no está funcionando bien con ellos y que tienen alguna carencia o necesidad.

Si los padres no logran descifrar que es lo que está mal, o lo que molesta al niño, deben acudir a una consulta con un psicólogo infantil.

¿Y si tiene demasiado espacio físico a su alrededor?

Los padres deben evaluar todos los aspectos, dentro de los cuales se cuenta el espacio físico de su casa.

Muchas casas son muy espaciosas, las habitaciones de los niños quedan muy alejadas de la de sus padres  y por esto al llegar la noche, cada quien va a su habitación y no comparten tiempo juntos.

El espacio físico influye si causa en los niños soledad, algunos padres prefieren estar en sus despachos o sitios donde no les permiten a los niños entrar.

Con esto crean una barrera impenetrable en sus hijos, y les enseñan a poner obstáculos físicos y psicológicos entre ellos y los que están a su alrededor.

Crear un sistema de rendición de cuentas y consecuencias

En su propósito de estar muy al pendiente de sus hijos de 6 años en adelante, los padres buscan los sistemas y métodos que los ayuden a realizar bien su papel de padres.

El crear un sistema donde el niño tenga que exponer lo que ha hecho durante el día, la semana o el mes, le da a sus padres la oportunidad de escucharlos.

En este sistema también se puede incluir la parte de las consecuencias que tienen las acciones equivocadas.

Así los padres establecen una comunicación efectiva, donde al niño se le escucha y al mismo tiempo se le incita a escuchar.

También este sistema sirve para que el niño esté al tanto de su comportamiento, ya que sabe que si se porta mal esto tendrá una consecuencia negativa para él. Mientras que si se porta bien, alegrará a sus padres lo cual es una consecuencia positiva.

Cómo dar una elección a nuestras hijas

La vida está llena de opciones, para que las hijas e hijos aprendan a elegir correctamente, los padres deben indicarle cómo hacerlo.

Lo primero que deben aprender es que toda acción tiene una consecuencia, y así toda elección también la tiene.

Elegir hacer lo correcto es algo que se aprende de los padres, ellos deben cuidar la manera en que eligen llevar su vida, si desean que sus hijos hagan lo mismo.

En la vida de los padres los ejemplos son prioridad, ya que mediante estos ellos les dan a sus hijos las herramientas que usarán en su vida.

Para elegir algo importante que puede tener incidencia profunda en la vida, se debe tener un buen criterio y el mismo lo fomentan los padres y la educación recibida en el hogar.

Esto no asegura que en algún momento de la vida, los hijos elijan mal y se equivoquen, pues son seres humanos y errar es parte del aprendizaje de la vida.

Pero tomar esos errores y hacerlos parte de un crecimiento personal, lo hacen quienes han sido bien guiados por sus padres.

Haz que tus expectativas estén bien claras

Los padres para poder hacer que sus hijos tomen buenas decisiones, deben mantener claras sus propias expectativas de vida.

Al saber que esperan de la vida serán capaces de guiar a sus hijos hacia sus propias expectativas.

El mundo está lleno de posibilidades y muchas personas no son capaces de tomarlas, ya que crecieron en hogares donde los padres no tenían claras sus expectativas, acerca de su propia vida.

Mantén tus emociones bajo control

Ser padres es poder ser ecuánime y controlado, en ninguna situación donde esté involucrado el hijo, los padres deben permitir que se desborden sus emociones si con esto empeoran la situación.

Es muy difícil mantener la calma y no perder el control si un hijo está en peligro, o si está en una situación donde puede salir perjudicado.

Los hijos son una parte muy importante de la vida de los padres, ellos procuran su bienestar en todo momento y a toda costa. Por esto cometen algunos errores, pero no lo hacen con mala intención.

La mayoría de las veces se dejan llevar por las emociones, y pierden el control lo que trae consecuencias negativas en la convivencia con sus hijos.

En las discusiones lo mejor es que si se caldean los ánimos, se tome distancia física y se retome la conversación cuando la calma esté presente en ambos.

 ¿Cuándo tu hijo necesita ser escuchado?

Los niños de 6 años siempre quieren ser escuchados, en algunas ocasiones los padres se cansan de toda su palabrería y se hacen los sordos.

Pero hay ocasiones especiales en que los padres deben poner atención a lo que su hijo de 6 años le está diciendo, si le está diciendo que fue golpeado en la escuela, o que algún desconocido le ofreció un caramelo en la calle, o que vio algo extraño al salir de su escuela.

Estas situaciones requieren que los padres le pongan atención a su niño de 6 años, ya que ellos no siempre fantasean lo que ven, escuchan o sienten.

Otra ocasión donde los padres deben escuchar a su hijo pequeño es cuando les dice que le duele algo, ya que no saben si esa dolencia es infringida o natural porque se le está desarrollando algún padecimiento.

Los niños en su mayoría a los 6 años sueñan mucho, y confunden esos sueños con la realidad, pero los padres deben oír lo que tienen que decir ya que puede ser algo importante.

Escoge tus batallas

Toda persona para crecer debe luchar sus propias batallas, la vida misma es una constante lucha donde quien no sabe pelear, queda sumiso a quienes si saben.

Los padres deben aceptar que sus hijos tienen una vida independiente, así sean pequeños y dependan de ellos en muchos aspectos.

Ellos no pueden pretender vivir la vida que les corresponde a sus hijos, es por esto que es necesario que los dejen escoger y luchar sus propias batallas.

Lo que pueden hacer los padres es preparar muy bien a sus hijos, para que ellos sean capaces de escoger sus batallas y librarlas triunfantes en la vida.

Así como en su oportunidad lo hicieron sus padres con ellos, y ahora tienen las herramientas para brindárselas a sus hijos.

Diviértete y sé creativo

En la educación de los hijos no tiene que estar presente ni la rigidez ni el aburrimiento, esta difícil tarea puede hacerse de una manera divertida y creativa.

Mediante la utilización de la creatividad se pueden crear normas que los hijos puedan seguir, además a estas se les pueden añadir elementos que las hagan divertidas.

Si los padres desean que sus hijos a los 6 años los escuchen, pueden crear juegos donde se les incite a oír para continuar con los mismos.

Por ejemplo hay un popular juego adecuado para niños de 6 años, que se llama Simón dice, donde los niños deben oír las indicaciones de Simón en este caso es alguno de sus padres, para continuar con el juego.

Enseñar de una manera divertida hace que los niños quieran aprender, pues a los 6 años los niños solo quieren jugar.

Preguntas que solemos hacernos los padres o tutores sobre nuestros hijos o hijas

No hay tema que preocupe más a los padres que la falta de comunicación con sus hijos, sin importar si tienen 6 o 18 años, los padres siempre quieren comunicarse con sus hijos.

Muchos padres se preguntan:

¿Qué causa que un niño de seis años tenga un trastorno desafiante de oposición?

Y son muchas las respuestas a esta pregunta inquietante.

Pues puede tratarse que el niño desee que sus padres se den cuenta de que se siente solo, quizás los padres están trabajando mucho y lo están descuidando.

O puede que el niño esté siendo molestado en la escuela, y por esto desafía a sus padres guardando silencio ya que él piensa que ellos deberían darse cuenta de esto.

Los maltratos físicos y psicológicos también son desencadenantes de este trastorno, los niños abusados se oponen a ser tratados como niños normales y tienen siempre una actitud desafiante.

Los padres deben estar muy alertas a los cambios de actitud de sus hijos, para los niños la actitud es un medio de expresión.

¿Cómo disciplinar a una niña de seis años sin agredirla físicamente y verbalmente?

La disciplina jamás debe ser aplicada con violencia física ni verbal, los niños maltratados se vuelven desobedientes y rebeldes, pues retan a sus padres y sienten mucha rabia que en algunos casos se convierte en odio.

Para aplicar disciplina a una niña de 6 años, la mejor manera es con mucha paciencia y hablando mucho con ella.

También se pueden usar correctivos como no darle su postre favorito hasta que se porte bien, o no dejarla ver su programa favorito de tv.

Preguntas frecuentes que nos hacemos con hijos de seis años de edad